Delegan mayores responsabilidades a los COE municipales

3 de agosto, Jujuy // La situación epidemiológica en la provincia es aguda, se encuentra en una fase de crecimiento constante, la extensión de la FASE1 no es extraña; pero  la centralidad de las decisiones se convirtió en un problema en las localidades del interior, donde hasta ahora los COE solo se ocuparon de trasladar quejas, demandas y apremios al COE provincia.

Ahora están convocados a organizar una base de datos, donde los médicos asignados, a su vez registrados en el COE central, deben prestar asistencia virtual a las demandas locales. También deben diseñar una red de manzaneros, apoyados por personal de APS para confeccionar un mapa epidemiológico y sostener un servicio de asistencia local a los aislados, casi todos en grupos familiares.

Esta tarea es sumamente compleja, ahora la situación acusa un desborde también para los COE municipales, quienes dos semanas atrás no pudieron llevar adelante este pedido, ahora que los positivos escalaron por el nuevo protocolo, con municipios que tienen gran parte de su personal afectado por la infección o vinculados por casos estrechos, sin elementos adecuados para un rol de voluntariado sanitario, ni capacitación; se les impuso un desafío apremiante.

  1. El RRHH es escaso en los municipios, instrumentar exitosamente un despliegue logístico de contención será una tarea muy esmerada. El personal esta diezmado, tanto en el municipio, como en la red de agentes sanitarios.
  2. Hay dificultades en las atenciones telefónicas, es el gran reclamo desde el interior de la provincia, admitido por el propio COE central, que asegura que pronto completará nuevamente el personal del 0800 afectado por COVID. Hasta ahora son centenares de casos reportados que no encuentran al médico de cabecera, en muchos casos ya acusan síntomas.
  3. Entre el COE central y los del interior hay desacoples, ya que la hoja de ruta de las tareas diarias no se ejecutan.
  4. La demanda de consultas, aumenta a medida que sube el número de contagios, la tendencia además es al aislamiento, con más de 1.500 pacientes en esta situación, lo que se duplicará en pocos días. Se necesita bastante personal para atender las demandas de familias aisladas (Telemedicina-Contención). Además la desconfianza hacia los hospitales de campaña es muy grande, por ello se explica que en esas áreas haya aún camas disponibles, pero en las Unidades de Cuidados Intensivos están saturadas.
  5. En las UTI falta RRHH, además de equipos de alta complejidad. El gobierno sigue en la gestión del día a día. Por eso apela al despliegue de los COE locales.

La organización del COE provincia, fue una réplica del centralismo histórico que representa el manejo de la coparticipación, el derrame a los municipios es discrecional; casi nulo, solo se remite al pago de sueldos.

Los municipios nunca tendrán autonomía, mientras no tengan disponibilidad de los recursos que le corresponden por ley de la nación, los cuales solo en la provincia de Jujuy no se respetan. Los municipios del resto del país, tuvieron la posibilidad de administrar fondos, invertir y accionar desde sus COE con solvencia; en cambio en Jujuy, solo son una extensión de una deprimida administración en materia de gestión, ya que poco pueden hacer sin fondos.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 3 =