Demarco reclama la devolución de Finca El Pongo y proyecta su partido en la Provincia

El 9 de junio pasado se produjo uno de los batacazos más resonantes de la historia electiva en la provincia, el Lic. Luciano Demarco, quién desplantó tres veces al propio Gerardo Morales, alcanzó la intendencia de la ciudad de Perico y proyecta su figura sobre la provincia, ya que gobernará la principal ciudad productiva de Jujuy.

El triunfo lo obtuvo sobre históricos adversarios, el nuevo intendente logró captar la adhesión popular con un mensaje moderado, pero radicalizado en aspectos éticos y morales, los cuales deberá respetar para mantener coherencia en su gestión.

De esta manera, dejó atrás 20 años del liderazgo del carismático Rolando Pascual Ficoseco; como también le dió un duro golpe al peronista Walter Cardozo, el cual no pudo provechar la ola de la recuperación del peronismo en la provincia, consecuencia del impacto negativo de la gestión nacional que limó fuertemente el acompañamiento a la gestión del radicalismo.

En este sentido puede entenderse el revés que padeció la diputada Alejandra Martinez, la cual quedó relegada a un cuarto lugar, a pesar que el propio gobernador realizó campaña cotidianamente en la ciudad acompañando a la legisladora, la cual tras la derrota deja inexorablemente su sitial.

Sin embargo, los resultados son consecuencia de un fenómeno electivo, que requiere un análisis más profundo para entender el alcance que desde ese espacio imaginan; más allá de pedirle al gobernador desde ahora la restitución de la Finca El Pongo a la ciudad de Perico, reveló que su partido “VÍA” tendrá alcance provincial, con lo cual podemos inferir que disputará la provincia en cuatro años, eyectado desde una gestión proba que deberá consumar, de lo contrario habrá sido solo un destelló que la zozobra adquirió creyendo encontrar un camino en su figura.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *