En dos últimos años tiraron 47 años a la basura

 En dos últimos  años tiraron 47 años a la basura

El 2 de abril La Cámara del Tabaco de Jujuy cumplió 47 años como institución. El balance que realizaron desde la dirigencia,  irritó a los productores, quienes solo esperan los recursos que le corresponden  por sus esfuerzos.

Consideran un papelón la gestión de Pascuttini

 

En la ciudad de Salta se llevó acabo el 3° Encuentro Federal de Provincias Tabacaleras a cargo de autoridades del Ministerio de Agricultura de la Nación y de la Provincia de Salta; el evento se desarrolló durante los días 3 y 4 de abril.

En una de esas jornadas la Cámara del Tabaco de Jujuy realizó un recuento del andar institucional en sus 47 años de existencia; todas sus argumentaciones quedaron enfrentadas con la realidad; ya que no hubo en la exposición ningún principio de solución a la grave situación por la que atraviesan los productores jujeños.

Este aniversario quedará  incluido en una etapa de oscurantismo a que ha sido sometida la Institución. El año pasado se criticaba a la gestión: “Tenían oro en las manos y se los dejaron quitar”; hacían referencia los productores por la demanda internacional de tabaco que Jujuy no pudo aprovechar.

Pero, este año, los problemas denunciados 12 meses atrás se profundizaron, las transferencias siguen retrasadas e inciertas; los remanentes y saldos de otros ejercicios no se acreditaron todavía; operaron para darle a la industria una rebaja en el precio del tabaco perdiendo el sector más de 240 millones de pesos, no lograron bajar las retenciones al tabaco de exportación, no lograron que se acredite la ampliación del FET obtenida varios años atrás, no pudieron recuperar la participación adecuada en los porcentajes de los planes (Poas), no obtuvieron financiamiento para la cooperativa, no lograron erradicar  el trabajo informal, fracturaron al sector al instalar el clientelismo y la persecución; llevaron a más del 80% de los productores al endeudamiento, al 65% a la subsistencia y a un 5% los hicieron desaparecer, sin importarles que algunos hayan sido familiares de aquellos productores que en la década del 60 forjaron los cimientos de esta economía regional.

Esta gestión, agudizó el conflicto social en el departamento el Carmen, donde la principal compradora de tabaco, estas dejando  empleados en la calle por carecer de órdenes de compra internacionales, ni haber contado con auxilio financiero, dinamitando una parte vital del tejido social de los pericos.

Esta gestión, al igual que el gobierno provincial, desoyó las recomendaciones del Ministerio de Agricultura de la Nación para que instrumenten un sistema distributivo de carácter social inclusivo, con lo cual privaron al departamento, en especial a sus intendentes de contar con financiamiento para obras y accione orientadas al desarrollo local.

La Cámara del Tabaco de Jujuy, recita un decálogo de conquistas insustanciales, el sector sigue retrocediendo, en los últimos cuatro años perdió 4000 hectáreas, los volúmenes de producción son cada vez menores, el proceso del tabaco se realiza en gran parte en la vecina provincia de Salta, el personal afectado al proceso, y al cultivo, es cada vez menor.

La Cámara del Tabaco de Jujuy  niega la realidad, actúa como el INDEC de Moreno; dijeron que era imposible sembrar si no se obtenía el Precio Justo, ahora dicen –borrón y cuenta nueva.

En todos los artículos que se presentaron por este medio, nadie acusó jamás al organismo de quedarse con dinero; pero se sostiene que debe honrar su deber de ejecutar las transferencias, cuyos recursos  son de los productores.

La Cámara del Tabaco se convirtió en un apéndice del gobierno, dejando de representar a los productores. Esta concesión permitió que desde otros despachos se tomen las decisiones inherentes al sector, desvalorizando la Institución, la condicionarla al humor político.

En estos últimos años de los 47 años de existencia de la entidad Madre, coinciden  la mayoría de los productores, no hay nada que resaltar, nada que elogiar, nada que rescatar; menos para festejar.

 

Nota por repuestas al pedido de informe de autoridades de la UCR del Ministerio de Agricultura; Ganadería y Pesca de la Nación

 

El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, respondió las consultas realizadas por el secretario general del Bloque de Diputados Nacional de la UCR, Miguel Giubergia, junto a al titular del Bloque de Senadores radicales, Gerardo Morales y los Diputados Nacional, Gabriela Burgos y Mario Fiad, respecto a la demora en el envío del Fondo Especial del Tabaco, realizada mediante un pedido de acceso a la información pública.

Desde la cartera de agricultura, a la consulta sobre las razones del incumplimiento del gobierno nacional en el envío del FET a las provincias productoras, respondieron que “del análisis y aplicación del plexo normativo vigente en materia tabacalera no surge de manera alguna la posibilidad que la autoridad inclumpla con sus obligaciones”.

La explicación del por qué algunos remanentes del fondo no llegaron a los producto fue explicada de la siguiente manera: “se ha generado un remanente de recurso del período 2012-2013 que no han sido transferidos hasta la fecha por parte de la provincia de la resolución 597/2006 en la cual se fija la metodología de la presentación de Programas Operativos Anuales y de la rendición de los mismos”.

El ministerio explicó que “En el marco de dicha resolución, la Provincia ha incumplido en la remisión de las rendiciones de ejecución contable de los POA aprobados por este Ministerio. Sin las mismas, no se puede evaluar la elegibilidad de los organismos ejecutores provinciales ni continuar enviando fondos”.

Respecto a esta grave situación, Giubergia sentenció “la respuesta del gobierno nacional es categórica, acá no llegan los fondos del tabaco por que la provincia no puede ni siquiera cumplir en tiempo y forma los compromisos que asume. La mala gestión afecta directamente a los trabajadores y productores tabacaleros, impactando negativamente en las finanzas de Jujuy”.

En otro segmento de la respuesta remitida a Giubergia por los funcionarios nacionales explica que “existen retrasos según lo normado en el Artículo N° 9 del decreto 3478/75, reglamentario de la Ley 19800 en lo relativo a la prensentación de rendiciones trimestrales de los recursos recibidos por las provincias. Hecho que inhibe a este Ministerio para la remisión de fondos especiales”.

“Es lamentable y gravísimo que por la desidia de los funcionarios provinciales se vea afectado el trabajo de miles de jujeños”, afirmó Giubergia y añadió “necesitamos que las autoridades cumplan con su tarea, no que miren a un costado esperando que otros se encarguen de solucionar los problemas”.

 

Compartí:

Noticias Relacionadas

2 Comments

  • Creo que existe una confusion, no debemos olvidar que el organo ejecutor del FET en Jujuy no es el Gobierno de la Provincia sino la Cámara del Tabaco de Jujuy, por lo cual el que está incumpliendo son los representantes de los productores

  • Amigo Tabacalero, la responsabilidad es por accion u omisión. En este segundo caso se anotan gran parte de los productores hoy mayoritariamente damnificados. Cuidado es posible que Jujuy tras tanta cantidad de fallos y malos manejos instituciones y aislamiento político, no este en los planes de la industria. Atenti.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 + dos =