El Gobierno cancela trenes, micros y vuelos durante el fin de semana largo

El ministro de Transporte, Mario Meoni, anunció que se suspenderá «de manera total» la operación de trenes y colectivos de media y larga distancia y los vuelos de cabotaje en todo el país durante el fin de semana largo, en el marco de la emergencia por el coronavirus.

La restricción para el transporte de media y larga distancia y para los vuelos de cabotaje comenzará a regir desde el viernes 20 a las 00 horas y finalizará el miércoles 25 de marzo.

El Gobierno busca de esa forma desalentar los viajes por el fin de semana largo, luego de que en las últimas horas se viralizaran las imágenes de decenas de autos ingresando a la ciudad balnearia de Monte Hermoso, aprovechando la suspensión de las clases y el trabajo a distancia que dispusieran muchas empresas.

«Queremos desalentar el viaje del fin de semana largo. Muchos argentinos no han tomado conciencia aún de la gravedad del caso», afirmó Meoni. Adelantó además que «la Agencia Nacional de Seguridad Vial va a aumentar los controles en las rutas, de manera tal que desalentemos el circuito turístico. «No estamos frente a una situación como para estar haciendo turismo, necesitamos efectivamente que las personas entiendan que se tienen que quedar en casa», añadió.

Hacinamientos en el Roca ponen en duda las medidas sobre el transporte público

Por otro lado, Meoni anunció que a partir del jueves también se restringirá el transporte en el área metropolitana hasta el 31 de marzo, aunque aclaró que no habrá suspensión ni reducción de servicios.

En este caso, los colectivos y trenes del AMBA (a lo que se espera que se sumen los subtes porteños) solamente van a poder transportar pasajeros sentados. «No van a poder llevar a nadie que esté parado», dijo el ministro. «Vamos a tener un sistema de control muy férreo a partir de la CNRT para que la medida se cumpla», indicó.

Como explicó LPO, las medidas sobre el transporte público le generaban dudas al Gobierno porque su cancelación implicaría la paralización casi total de la actividad económica, algo que se quiere evitar por el momento.

Pero al mismo tiempo la reducción de los servicios generaría imágenes como las que se dieron este lunes en la línea Roca ante la decisión de circular con cronograma de domingos, con formaciones completamente abarrotadas de gente. Esto llevó a que por la tarde se retrotrajera la medida.

La decisión de que sólo viajen pasajeros sentados seguramente provocará que miles de personas no puedan subir a trenes y colectivos, por lo que queda la duda si al mismo tiempo el Gobierno dispondrá un aumento de las frecuencias.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 + 14 =