El nuevo plan Procrear generará más de 300 mil puestos de trabajo

El relanzamiento del plan Procrear no sólo apuntará a reducir el déficit habitacional que sufre el país, sino que impulsará una de las actividades más golpeadas por la crisis económica desatada desde 2018: la construcción. Se proyecta una demanda de empleo superior a los 300.000 puestos de trabajo.

Con el nuevo esquema, el Gobierno prevé una inversión de $ 25.000 millones distribuidos en nueve líneas de créditos personales e hipotecarios para la construcción y refacción de viviendas. Concretamente, el plan otorgará 300.000 préstamos para mejoramientos, refacción y ampliación y para la construcción de 44.000 nuevas viviendas, al tiempo que serán adjudicados 10.000 nuevos lotes con servicios en todo el territorio.

Pero uno de los impactos más grandes se dará sobre la actividad de la construcción. Desde el Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat precisaron que el programa va a movilizar aproximadamente 218.000 puestos de trabajo directos y 84.000 indirectos. En total, se proyecta una demanda total 302.000 empleos.

Según diversas estimaciones privadas en base a datos de la AFIP, el rubro de la construcción registra una caída del 30% en cuanto a puestos de trabajo y es una da las ramas más afectadas por el aislamiento. Ya en el balance de 2019, el sector había experimentado la pérdida de 55.000 empleos.

Pero el dato que empeora aún más el panorama es el Índice de Calidad Global de la Vivienda (ICGV). Del índice se desprende que existen tres millones de viviendas deficitarias, de las cuales 2,7 millones son recuperables y 300.000 irrecuperables.

De acuerdo a la Fundación Mediterránea a través del Ieral (Instituto de Estudios sobre la realidad argentina latinoamericana), Argentina precisa 820.000 viviendas nuevas, lo que da un total de 3,5 millones de hogares que necesitan de alguna atención en materia habitacional.

El nuevo Procrear

Para los créditos personales, estarán disponibles las líneas de Microcréditos, Mejoramientos Refacción, Mejoramientos Gas y Mejoramientos Sustentables. Asimismo, las de crédito hipotecario se repartirán en Desarrollos urbanísticos, Desarrollos habitacionales, Construcción, Ampliación y Lotes con servicios. Los créditos alcanzarán a personas de entre 18 y 65 años, con ingresos formales y 12 meses de antigüedad laboral sin antecendentes financieros desfavorables.

Los créditos para construcción, lotes con servicios, desarrollos urbanos y habitacionales tendrán además como requisito no ser propietario ni copropietario de otra vivienda.

. Ampliación: para ampliaciones de hasta 20 metros cuadrados en viviendas existentes (2.000 créditos).

. Construcción: para construcción de viviendas de hasta 60 metros cuadrados en lote de Procrear, municipal o propio (30.000 créditos).

. Lotes con servicios: estará destinada a familias que no cuentan con terreno. Son 10.000 lotes.

. Desarrollos habitacionales: desarrollos de edificios de vivienda multifamiliar (4.000 viviendas).

. Desarrollos urbanísticos: viviendas en predios Procrear (10.000 viviendas).

Por otra parte, los créditos para pequeñas mejoras tienen un piso de $ 50.000 y luego tienen opciones de líneas para refacciones, con un tope de $ 500.000. Pero existen otras modalidades para acceder a mejoras en la eficiencia energética de una vivienda y acceso a la red de gas. En ese caso, se fijarán bajo una tasa fija del 24% (y del 16% para el acceso a la red de gas).

El nuevo plan elevará el rango de salarios mínimos para poder acceder al programa. Habrá cuatro segmentos de ingresos que irán desde 0,5 salarios mínimos (cerca de $ 8.500)  hasta 4,5 salarios (casi $ 76.000).

Chau a los UVA

Para esta etapa también habrá una nueva fórmula de actualización crediticia, que se llamará Hog.Ar. El índice se vincula a la variación salarial y reemplazará a los fallidos UVA que implementó el macrismo para atar la evolución de los créditos al ritmo inflacionario, que empezó a descontrolarse en 2018.

La novedosa fórmula de actualización de capital para los créditos hipotecarios estará basada en la evolución del Coeficiente de Variación Salarial (CVS) publicado por el Indec. Desde el ministerio que conduce María Eugenia Bielsa afirmaron que que el Hog.Ar otorgamiento de nuevos créditos brindará «transparencia, accesibilidad, estabilidad y previsibilidad».

Además, destacaron que la variación salarial «favorece la estabilidad entre las cuotas a pagar y los ingresos a lo largo de la duración del crédito». En esa línea, remarcaron que la actualización del capital garantiza la sustentabilidad del programa, la cual perdió durante el macrismo en convenios donde su participación se vio reducida.

De momento, el Gobierno entregará 1.474 viviendas en predios Procrear en agosto y septiembre, bajo los protocolos sanitarios en función de la pandemia por Covid-19, y se prevén más de 8.000 entregas a partir de octubre. El fideicomiso está integrado por el Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat (Presidencia), Anses (Vicepresidencia), Ministerio del Interior, Ministerio de Economía, Ministerio de Desarrollo Productivo y Ministerio de Obras
Públicas, mientras que el Banco Hipotecario es el fiduciario.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − seis =