Lithium Americas, con sede en Vancouver, detuvo la construcción del proyecto Caucharí-Olaroz en la provincia de Jujuy

La semana pasada, Lithium Americas, con sede en Vancouver, detuvo la construcción del proyecto Caucharí-Olaroz en la provincia de Jujuy debido a la propagación del COVID-19 entre sus trabajadores. La iniciativa de US$565mn, que es parte de una empresa de riesgo compartido con la china Ganfeng Lithium y una de las 10 principales inversiones en litio en la región, debiera producir 40.000t/a, más del doble de la producción actual de todo el país de 30.500t/a de carbonato de litio.

A nivel mundial, la pandemia también dificulta la obtención de financiamiento de los bancos de inversión y, según José Hofer, analista de Benchmark Mineral Intelligence, esto podría conducir a un déficit de mercado en los próximos años.

MERCADO DEL LITIO

La demanda en el mercado mundial de litio se triplicó entre 2015 y 2017 y los analistas pronostican que esta podría elevarse en 500% para 2035, según cifras de Grupo Citi.

El lunes, las acciones de dos grandes productores de litio, la estadounidense Albemarle y la chilena SQM, subieron al igual que las del fabricante de vehículos eléctricos Tesla. Los títulos de esta última compañía han tenido poderosas ganancias en semanas recientes gracias a sus sólidas cifras de resultados, nuevos planes de producción y su inclusión en el índice S&P 500, que la convierte en una de las 10 principales compañías de EE. UU. Esto último ha tenido un efecto en cadena entre los productores primarios, pues una mayor producción de automóviles eléctricos requeriría más baterías de iones de litio.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 − 1 =