Los trabajadores de Zapla no aceptaron la conciliación

 Los trabajadores de Zapla no aceptaron la conciliación

Lea – Uno de los delegados gremiales de Aceros Zapla, Víctor Aguirre, dijo que ayer concurrieron a la audiencia convocada por la Secretaría de Trabajo de la Provincia, pero que ante la intransigencia puesta de manifiesto por los empresarios no se pudo llegar a un acuerdo.
“Fuimos a la Secretaría de Trabajo porque habíamos sido citados a las 15. Acudimos junto con la empresa, que mantiene una postura muy cerrada, por lo que las negociaciones volvieron a fojas cero. Nos faltaron el respeto a nosotros y al Secretario (de Trabajo) Miguel Morales; hay una postura muy cerrada de no querer llegar a un acuerdo con los trabajadores”, afirmó Aguirre.
El dirigente hizo hincapié en la actitud intransigente de la empresa y destacó que “los trabajadores siempre han estado dispuestos al diálogo. Antes había 7.000 trabajadores; hoy somos 470”.
Puso de relieve que “el empresario que está a cargo (Taselli) no hace las inversiones correspondientes; no compra repuestos, no compra insumos, tiene más de 100 infracciones por salubridad, etcétera. Por las infracciones que tiene Zapla ya tendría que estar cerrada. El año pasado, después de la explosión que hirió a ocho trabajadores, le dieron plazo de 120 días; ya pasaron pero no paso nada”.
Por ahora los trabajadores siguen con medidas de fuerza, sin aceptar la conciliación pero concurriendo a cada reunión a la que son convocados. “No hemos acatado la conciliación obligatoria porque sabemos cómo trabaja la empresa, que alarga todo días y días.  Hemos dejado abiertas las puertas al diálogo y vamos a asistir a todas las reuniones. En la conciliación obligatoria los trabajadores tenemos que volver a trabajar y la empresa no tiene que despedir trabajadores”.

1767_m
Aguirre explicó que otro de los reclamos que plantean es el pago de algunos adicionales que perciben otros trabajadores de esa industria. “A la UOM le reconocen varios adicionales que nosotros no cobramos, como insalubridad, título universitario, etcétera”, aseveró tras lo cual enfatizó que “estamos pidiendo el mínimo porque siempre hemos estado debajo de las otras empresas metalúrgicas. El gerente lo único que hace es dar manotazos de ahogado porque no le queda otra y sólo y trata de desprestigiarnos ante la prensa”
Como ejemplo de lo que pasa en Aceros Zapla, el delegado gremial comentó el caso de un ingeniero de planta, con 30 años de servicio y gente a cargo, que está cobrando 4.000 pesos.
Pidió a la sociedad que entienda la situación de los trabajadores y explicó que las medidas de fuerza obedecen a su necesidad de “hacer sentir y hacer ver la realidad de Zapala, una de las empresas más grandes del país en su momento”.
Luego lamentó que los funcionarios y políticos no se acercan para ver que pasa. “Desde la Secretaría de Trabajo nos dijeron que viendo la postura intransigente de la empresa, para qué van a convocar a nuevas audiencias”.
Aguirre manifestó que los trabajadores no descartan futuros cortes de ruta y acampe en la Plaza Belgrano. Mientras tanto se continúa analizando la situación.
Por último resaltó que “esta planta está prácticamente desmantelada; la han vaciado y han hecho lo que han querido. Está trabajando sólo por la actitud de los trabajadores”.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 + seis =