Maidana puso contra las cuerdas a Mayweather pero perdió ante el campeón

 Maidana puso contra las cuerdas a Mayweather pero perdió ante el campeón

El argentino perdió por puntos, en fallo mayoritario, con el invicto estadounidense, en la pelea unificatoria por los títulos welter AMB y CMB.

Buenos Aires (NA) — Sin poder encontrar el punto justo en la pelea, pero dando batalla ante el mejor boxeador libra por libra de la actualidad, el argentino Marcos «Chino» Maidana perdió anoche su título de la categoría welter de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) frente al estadounidense Floyd Mayweather por puntos en decisión dividida en una pelea realizada a 12 rounds en Las Vegas.

En las tarjetas, Mayweather se impuso por 117-111 (Burt Clements), 116-112 (Dave Moretti), pero Michael Pernick dio empate en 114.

De esta manera el norteamericano elevó a 46 su invicto y además de retener su título del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) se quedó con el cetro del argentino oriundo de la localidad santafecina de Margarita.
«Pienso que gané la pelea porque Floyd nunca peleó con un hombre como yo. Hoy peleó con un hombre. Todos le tuvieron miedo», aseguró el «Chino» tras la derrota.

«La revancha se la doy yo», expresó en la misma línea de «ganador moral», luego que Mayweather dijera que volvería a pelear con él y señalara que fue un combate «muy duro».

La pelea se desarrolló en el MGM Grand Arena de la ciudad de Las Vegas, en Estados Unidos, y una gran cantidad de argentinos se hicieron presentes en el estadio.

Mayweather, de 37 años, y ha sido campeón en cinco categorías diferentes y se lo considera, en la actualidad, el mejor boxeador libra por libra de la actualidad, ya que tiene un récord de 46 peleas ganadas, 26 de ellas por nocaut, y ninguna caída.

Ambos boxeadores coincidieron en realizar un nuevo combate, y el argentino señaló que él le daría la revancha ya que a su criterio: «gané la pelea».

Maidana salió decidido a buscar al estadounidense, y acortó distancias, apostando a los golpes voleados y con preponderancia a a la cabeza, y arrinconó a Mayweather, que logró sacar un buen cross de izquierda que el santafecino aguantó.

Mayweather se apoderó del centro del cuadrilátero y desde ahí empezó a manejar la distancia en el segundo round, mientras que Maidana trató de ingresar en la corta, pero el quíntuple campeón lo frenó con la izquierda larga.

Certero, el norteamericano pareció seguir controlando los tiempos y la distancia en el tercer parcial, mientras que Maidana seguía tratando de entrarle con un golpe que le haga sentir su presencia en el MGM Grand Arena de Las Vegas, mientras los argentinos lo alentaron todo el tiempo.

Veloz de piernas Mayweather esquivó rápidamente cada llegada del «Chino», pero promediando el round el local sufrió un corte en el superciliar derecho y eso le molestó un poco, pero igual siguió llevando la delantera con su izquierda en punta, aunque en el final Maidana puso temple y lo hizo cimbrar.

El santafecino se acercó en el trámite de la pelea, porque siguió apostando a la derecha voleada, que llegó a impactar en una ocasión -aunque no para tirar al local- y Mayweather lució preocupado por la lesión en el ojo y el avance del argentino.

Mayweather se mostró bien plantado en el ring y lo tuvo a Maidana a raya con precisos golpes que el oriundo de Margarita aguantó a pie firme, pero que sin embargo, lo hicieron no arriesgar tanto, dado que no pudo entrar a pegar en la corta distancia.

El norteamericano supo hacer la diferencia en el séptimo asalto, con golpes que mantuvieron algo estático a Maidana, quien nunca encontró el punto exacto para colocar sus mejores manos para inquietar a Mayweather.

El octavo asalto fue intenso, aunque sin tanta explosión, pero Mayweather apuntó más a la zona baja, en donde Maidana pareció sentir los golpes, mientras que el argentino continuó en la búsqueda de su punto de equilibrio, pero siempre en trámite de pelea.

Mayweather mostró en el noveno round un repertorio de golpes precisos que Maidana aguantó, pero no logró conectar ninguna contra, por lo que el campeón norteamericano ganó en confianza y eso quedó en evidencia en su guardia baja y la movilidad de piernas.

Maidana evidenció un repunte, con golpes a los cuerpos, pero la derecha de Mayweather fue un pistón que entró y salió cuando quiso de la humanidad del «Chino», quien sin embargo siguió estando en pelea, pero la movilidad del local hizo la diferencia.

El de Margarita se apostó en el ring y le planteó pelea a Mayweather, quien siguió controlando la distancia y se mostró algo más «relajado» y controló al argentino en la distancia.

Si bien en el último round Maidana salió a tirar con todo, Mayweather lo esperó y le planteó la pelea que todos querían ver, para mantener esa diferencia que ya había conseguido en las tarjetas.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × 5 =