Maradona cambió la agenda y se suspende la reunión de los gobernadores del NOA y NEA

 Maradona cambió la agenda y se suspende la reunión de los gobernadores del NOA y NEA

«El Norte Grande tiene precios de combustibles más altos y menos subsidios al transporte que Capital», dijo Capitanich.

«El Norte Grande necesita posicionarse estratégicamente en en el país”. Con esa arenga, el mandatario chaqueño Jorge Capitanich anticipa el espíritu del encuentro presencial de gobernadores del NEA y del NOA.

El encuentro se iba a concretar este viernes en la ciudad de Resistencia, de la mano de una cumbre de diez mandatarios y con la presencia in situ además de Alberto Fernández, futuro interlocutor clave de parte de los planteos. Pero la muerte de Diego Maradona barrió todos los planes y, tras el duelo nacional de tres días, el desembarco del Presidente fue cancelado y el cónclave fue suspendido. A priori, sería reprogramado para la semana que viene.

“Tenemos asimetrías en infraestructura y competitividad”, remarca el anfitrión y promotor de la reactivación regional, en diálogo con Ámbito.

La lista de asignaturas pendientes es amplia -los gobernadores rubricarán un documento conjunto-, pero entre las prioridades el peronista Capitanich anota que el Norte Grande tiene “precios de combustibles más altos que en Capital y subsidios de transporte inferiores a Capital” y que no cuenta con “un precio diferencial de energía, siendo los de mayor consumo del verano”. En tiempos de fondos nacionales escasos, la discusión de recursos se asemeja a una frazada corta que parece augurar nuevos tironeos entre distritos, y traccionar en bloque podría fortalecer a algunos de los jugadores.

La foto presencial mixturará colores políticos: esperan en Resistencia a los justicialistas Gildo Insfrán (Formosa), Raúl Jalil (Catamarca), Juan Manzur (Tucumán) y Ricardo Quintela (La Rioja); a los radicales Gerardo Morales (Jujuy) y Gustavo Valdés (Corrientes), y al misionero Oscar Herrera Ahuad (Frente Renovador de la Concordia), al santiagueño Gerardo Zamora (Frente Cívico) y al salteño Gustavo Sáenz.

“La prioridad es el Norte Grande argentino, de manera que todas las diferencias desde el punto de vista político se dejarán de lado para converger en el bien común y en el interés general”, asegura Capitanich.

Periodista: Con la inminente cumbre de gobernadores en Chaco, ¿debutará en los hechos el relanzamiento del Norte Grande como bloque de defensa de los intereses de la región?

Jorge Capitanich: Tenemos acordada la Asamblea de Gobernadores del Tratado de Integración del Norte de Grande, dentro del Consejo Regional y tal como está instituido desde el 9 de abril de 1999. En segundo lugar tenemos la presencia del Presidente de la República porque viene a inaugurar dos plantas de biomasa, Unitán e Indunor, que utilizan integralmente el proceso productivo y son dos firmas exportadoras a más de 50 países (Nota de Redacción: el cónclave fue suspendido este miércoles y se haría la semana próxima). Confirmaron todos los gobernadores. Primero hicimos un zoom con la participación de los diez que integramos la Región Norte Grande, y propiciamos lo que va a ser el documento de relanzamiento del Norte Grande, que estamos corrigiendo.

P.: ¿Y cuál será la agenda del encuentro?

J.C.: Lo que vamos a poner en movimiento primero es la Asamblea de Gobernadores, el órgano máximo del Consejo Regional. Será presidida por un gobernador en carácter rotativo cada seis meses, con por lo menos la obligatoriedad de una reunión cada tres meses como mínimo. La segunda cuestión es la constitución de la Junta Ejecutiva, integrada por la representación de los ministros designados por los gobernadores. Y tercero, los coordinadores de la región NOA-NEA (uno por el NOA y otro por el NEA). Son tres cuestiones que formaban parte de un acta constitutiva y de ejecución. La aprobación de lo que significa la constitución de las comisiones, más lo que es un documento preliminar y toda una agenda de temas, serán abordados ese día. Y con posterioridad a eso, ya tendrá la dinámica más activa.

P.: ¿Están consensuados ya los primeros planteos que harán desde el Norte Grande? Son varios los potenciales interlocutores…

J.C.: Todos tenemos una agenda de temas, que está a consideración de cada uno de los gobernadores. Ese documento final lo estamos terminando de consensuar.

P.: ¿Y puede incluir algún planteo sobre el reparto de recursos nacionales automáticos y no automáticos, en relación a lo que reciben otras provincias?

J.C.: Vamos a trabajar muchos temas que tienen que ver con infraestructura, logística, incentivos para la producción de bienes y servicios, empleo y exportaciones, precios diferenciales de combustibles, cupo de producción de bioetanol y biodiesel. Temas de integración de carácter regional. Hay una multiplicidad de temas que vamos a tratar de abordar de a poco. Pero tenemos algunas cuestiones que son básicas. Tenemos precios de combustibles más altos que en Capital, subsidios de transporte inferiores a Capital, no tenemos precio diferencial de energía siendo los de mayor consumo del verano. Es decir, tenemos asimetrías; tenemos asimetrías en términos de infraestructura y de competitividad. Estos van a ser temas que van a formar parte de la agenda, y eso no se resuelve de un día para el otro. Pero se irá construyendo un camino en común.

P.: ¿Cómo surgió la idea de relanzar el Norte Grande, y cómo lo ve el Presidente?

J.C.: Antes de hablar con los gobernadores tuve una consulta con el Presidente, con la Vicepresidenta, con el jefe de Gabinete, con el ministro del Interior; que nos parecía que el Norte Grande merece un posicionamiento estratégico en la República Argentina porque desde el litio al cobre, pasando por el limón, tabaco, legumbres, cereales, oleaginosas y desarrollo de hidrocarburos, tiene en realidad un aporte significativo. Aparte, es el 30% de la superficie territorial continental de Argentina, el 21% de la población, el tercio de la superficie cultivable y productiva agrícola. Es una región muy diversa, rica y productiva, pero a su vez con profundas asimetrías y desigualdades. Desde mi gestión anterior no tuvimos esta visión de fortalecer el Norte Grande y entonces, cuando hice toda esta ronda de consultas y después con cada uno de los gobernadores, todos estuvieron de acuerdo. Y como estuvieron todos los planetas alineados, en realidad creo que ha sido una voluntad unánime y colectiva, y de fuerte respaldo. Es una muy buena reivindicación histórica para un Norte Grande que empezó con una voluntad de integración desde 1986. El Tratado de Integración Regional es del 9 de abril de 1999, y por último está el acta del estatuto con aprobación de Resistencia de 2004. Entonces hay una necesidad de volver a las fuentes.

P.: ¿Y cuál fue la mirada de Alberto Fernández sobre la iniciativa?

J.C.: Fue muy favorable, muy positiva. Él siempre transmite que es el más federal de los porteños y que considera claramente que Argentina tiene que ser unida y federal, y creo que ese es el gran desafío.

P.: ¿Cómo imagina el trabajo en bloque con provincias de signo opositor? Incluye a Corrientes y Jujuy, de Juntos por el Cambio.

J.C.: Muy bien, la prioridad es precisamente el Norte Grande argentino, de manera que todas las diferencias desde el punto de vista político se dejarán de lado para converger en el bien común y en el interés general.//Región Norte Grande

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

quince + dos =