Tenía razón Cristina, el misil vino desde el norte

 Tenía razón Cristina, el misil vino desde el norte

Notinor® 06.09.14 | La foto de Sergio Massa junto a Gerardo Morales recorrió toda la argentina, más allá que solo admiten coincidencias programáticas, tolerancia y puertas abiertas, la fórmula  es irreductible.

Una imagen dice más que mil palabras, sin lugar a dudas es así. Sergio Massa (FR) y Gerardo Morales (UCR) presentaron su reunión en una escenografía incomparable, factor que realzó el simbolismo que sus expresiones no confirmaron.

massa-morales

En la mañana el Intendente de Tigre Julio Zamora había firmado un convenio de protección ciudadana con el “Chuli” Jorge, su par de San Salvador de Jujuy. En la noche anterior Sergio Massa se había reunido con peronistas disidentes que sostienen al Partido Renovador en Jujuy desde el 2013. Pero la gran sorpresa fue la conferencia de prensa que ambos partidos se ocuparon de amplificar, ofrecida en horas de la tarde en el Hotel Alto la Viña, cuyos efectos ya sacudieron no solo los frágiles cimientos de UNEN, sino las primeras y segundas líneas de la UCR a nivel Jujuy, donde mantener “Las puertas abiertas” es un concepto parco, que deberá ser asumido con ejemplos y sendas repeticiones hasta incorporarse como un sano habito que permitirá al pueblo jujeño la construcción transversal de una agenda integral elaborada desde la legitimación de la participación plural. La foto resultó un cimbronazo nacional, que potenció la performance de Sergio Massa, quien demostró la habilidad y pericia que posee para acercar hombres potables y decisivos en su carrera hacia la presidencia, como también la reunión exaltó el poder del referente nacional Gerardo Morales, quien señaló sus metas –“si el domingo fueran las elecciones, Sergio sería presidente y yo tal vez Gobernador de Jujuy”- Sostenía, como también la capacidad de establecer vínculos que refuerzan la construcción meticulosa que realiza la UCR para proveer a los jujeños de una salida diferente, amigable y superadora. -“Sergio es peronista y yo radical” aclaraba en otro pasaje Morales, dando a entender que la fusión dada por una estrategia daba lugar a una oferta inmejorable para el electorado jujeños mayoritariamente afecta a uno u otro sector de la política. El periodismo presente, se ocupó de acorralar a los candidatos para arrancarles la afirmación “Esto es un acuerdo”, hecho tan obvio que sin embargo no fue confirmado verbalmente, pero que a todas luces quedó sellado. –“Ernesto es mi amigo, mi hermano, el no se va molestará” aseguraba Morales, explicando que la construcción para llegar a la gobernación de Jujuy posee un itinerario ya andado antes de la formación de UNEN. –“Ernesto nos aconsejó en el Luna Park, que rompamos cerrojos, pero que logremos darles a nuestros pueblos una salida digna, con esperanza”. Aclaraba Morales. Por su parte Sergio Massa agradeció el gesto del anfitrión de aunar esfuerzos tras objetivos superadores, acordaron ejes programáticos a nivel nacional como a nivel provincial, metas que comenzarán a formar parte de una agenda común, de manera de alcanzar un fortalecimiento recíproco, que derive en oportunidades para los jujeños. Este hecho político, mas allá de  incomodidades en algunos cuadros de la militancia radical, que será superada por el ejemplo de los máximos referentes, disparó internas en el oficialismo, en especial en los intendentes y dirigentes del interior, que advierten en el oficialismo, un inminente final de ciclo, con lo cual comenzaron a ensayar argumentos conciliadores, para que cuando el agua les llegue al cuello, contar con un salvavidas en el massismo, ya que algunos políticos con partidos propios podrían evitar a Fellner llevando en la boleta directamente a Sergio Massa. En definitiva, Eduardo Fellner, el presidente del PJ nacional, resultó el mejor operador de Gerardo Morales y de la derrota asegurada del FPV, el cual se dejó envolver por el kirchnerismo el cual seguirá en camino, aun derrotado, pero en un espacio importante en la futura oposición, situación que no será posible para el PJ, el cual se consuma en su propia genuflexión. Mas allá de los temas que presentó Sergio Massa, con fuertes denuncias a los arreglos inmorales de Fellner –“vamos a terminar con el negociado del litio que por ahora solo enriquece a cuatro vivos, para convertirlo en un polo tecnológico con alta composición distributiva” sostenía Massa, el eje de la presentación perforó al FPJ con una herida letal. Tal vez la ley de acoplamientos (Seudo ley de lemas) termine siendo abortada, por presentarse el ardid como una afrenta al sistema democrático, aceptando las reglas ofrecidas por el código electoral, sin agregar otro escándalo nacional, como pronto sucederá cuan un prestigioso programa periodístico nacional haga resonar de uno al otro confín un robo a los pobres de más de 360 millones, asociación ilícita donde participó el propio gobernado ya sea por comisión u omisión. En definitiva, la presidente de los argentinos tenía razón, iba a producirse un cimbronazo que bajaría al kirchnerismo como un castillo de naipes “ella prefirió decir me quieren volterar”, pero no será del oriente, vendrá desde el norte y así fue…mas precisamente de la Tacita de Plata, San Salvador de Jujuy. DSC08172

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *