Un pastor evangélico será el nuevo alcalde de Río de Janeiro

 Un pastor evangélico será el nuevo alcalde de Río de Janeiro

El senador Marcelo Crivella, de la Iglesia Universal, será el nuevo intendente carioca.

crivela

En Río de Janeiro, la Iglesia Universal del Reino de Dios de culto evangélico, consiguió hoy domingo un triunfo decisivo para esta organización religiosa. Logró instalar como intendente de la capital carioca al senador federal Marcelo Crivella, pastor y sobrino del fundador Edir Macedo. Obtuvo, en la segunda vuelta de elecciones para alcalde, 59% de los votos contra 41% del socialista Marcelo Freixo, del Partido Socialismo y Libertad. Sin embargo, fue notable el nivel de abstención, de voto blanco y nulo: llegó a 47% del electorado de la ciudad (la segunda más numerosa del país).

Esta victoria de Crivella, por el Partido Republicano de Brasil (PRB), había sido imaginada por Macedo en un libro que publicó hace 8 años, donde el obispo evangélico esbozó su “proyecto de nación” para la grey. Ni siquiera los episodios del pasado revelados por la prensa brasileña, donde el senador demostró su aversión a los católicos y a los homosexuales –entre otras expresiones—fueron suficientes para influir en forma negativa sobre sus votantes. Con la derrota, Freixo, que tuvo sus seguidores entre los jóvenes, los universitarios y los más ricos, no pudo concretar una ambición: elevar el PSOL como alternativa al PT.

El Partido de la Socialdemocracia de Brasil (PSDB) tuvo su segundo éxito de importancia en estas elecciones de término medio de un mandato presidencial. Consiguió colocar en la intendencia de Porto Alegre, que era antiguamente un bastión petista, a Nelson Marchezan. Le ganó al hombre del PMDB Sebastiao Melo –actual vice intendente de la capital gaúcha—por 60 a 40 por ciento. En la primera vuelta, a principios de octubre, quedó en tercer lugar Raúl Pont del PT en lo que configuró una de las grandes derrotas del partido de Lula da Silva. Marchezab es hijo de un ex diputado que perteneció durante el régimen militar al partido Arena, que fue la base de sustentación política de esa prolongada dictadura (1964-1985). El político, que comenzó su carrera en 2002, fue uno de los más fervientes defensores del impeachment contra Dilma Rousseff en la Cámara de Diputados. Vale señalar que en Porto Alegre hubo un nivel de abstención y voto en blanco de 47%, lo que indica la desilusión del electorado de esa ciudad.

El PT tuvo un fracaso, por cierto estrepitoso, en Recife. Es la capital de Pernambuco, el estado provincial donde nació el ex presidente Lula. En la segunda vuelta competían el candidato Joao Paulo (petista) contra Geraldo Julio del Partido Socialista (PSB). Ganó este último por 61 a 39 por ciento. Con este revés, el PT completó una secuencia negativa que el 2 de octubre, en el primer turno, lo llevó a perder 60% de las intendencias que había ganado en 2012.

Aecio Neves, el presidente del PSDB, se llevó también un gran fiasco. Su candidato en Belo Horizonte (la capital de Minas Gerais que él gobernó durante 8 años) era Joao Leite. Este “favorito”, que tuvo el apoyo directo de Neves, perdió frente al candidato del Partido Humanista de la Solidaridad (PHS) Alexandre Kalil, erigido en nuevo alcalde de BH. Este “episodio” lastima, en forma casi definitiva, las chances de Aécio de postularse como presidenciable del PSDB en 2018.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 + uno =