Santa Fe, una instancia decisiva para Mauricio Macri

 Santa Fe, una instancia decisiva para Mauricio Macri

Cambio o continuidad, esa es la cuestión. Más de 2.570.000 santafesinos decidirán hoy si el Frente Progresista Cívico y Social (FPCyS) seguirá gobernando la provincia o si, después de 8 años de gestión, resignará el sillón del brigadier Estanislao López. Casi tanta importancia como la Gobernación tiene el control de la Municipalidad de Rosario. Mauricio Macri apuesta mucho para su precandidatura presidencial en Santa Fe. Macri no es candidato pero el PRO, vía Miguel del Sel, confía en un triunfo que demostraría que Macri no es un fenómeno electoral circunscripto a la Ciudad de Buenos Aires.

del sel y lifschitz

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). En Santa Fe, la elección de gobernador, de senador por cada departamento, intendentes y comisiones comunales se definen por simple mayoría de sufragios mientras que en Diputados, el ganador de la categoría se lleva 28 bancas y las restantes 22 se distribuirán por sistema D’Hont entre aquellas listas que pasaron el 3% del padrón. En los concejos municipales, la distribución es directamente por D’Hont.

5 fórmulas compiten por llegar a la Casa Gris. En la categoría de gobernador, los candidatos son Octavio Crivaro – Alicia Escudero (Frente de la Izquierda y de los Trabajadores); Omar Perotti – Alejandro Ramos (Frente Justicialista para la Victoria); Miguel Torres del Sel – Jorge Boasso (Unión PRO Federal); Miguel Lifschitz – Carlos Fascendini (Frente Progresista, Cívico y Social) y Oscar Martínez – Verónica Porcelli (Frente Renovador de la Esperanza.
Se renuevan cargos de 69 legisladores 50 diputados y 19 senadores. 43 ciudades eligen intendentes. 51 ciudades renuevan por mitades sus concejos municipales. 312 comunas también renuevan autoridades y 72 comunas tienen lista única.
«(…) Respecto de los cinco candidatos a suceder al socialista Antonio Bonfatti, las últimas encuestas antes de la entrada en vigencia de la veda proselitista reflejaron una polarización entre el oficialista Miguel Lifschitz y Miguel Del Sel (Unión PRO). No obstante, Omar Perotti (Frente Justicialista para la Victoria, FJpV) experimentó un repunte significativo en el tramo final de la campaña. Más atrás quedaron Oscar Cachi Martínez (Frente Renovador, FR) y Octavio Crivaro (Frente de Izquierda). Asimismo, se elegirán senadores y diputados provinciales, intendentes, jefes comunales y ediles.
Tras las primarias abiertas del 19 de abril pasado, los interrogantes se centraron en el destino final de los votos de los santafesinos que no acudieron a la cita en las urnas (cerca de 350 mil) y de los sufragios que cosechó el radical Mario Barletta en la interna frentista, que terminó ganando Lifschitz. Un caudal de voluntades nada desdeñable, por el cual el PRO también dio pelea.
En función del buen resultado obtenido en las Paso, Del Sel desandó una campaña en clave optimista. Aunque lidió permanentemente con denuncias contra su figura, a las que el ex Midachi y varios referentes del macrismo enmarcaron en una «campaña sucia».
También procuró capitalizar sus niveles de conocimiento, recorridas territoriales y su renuncia a la banca de diputado nacional para ser candidato en la provincia.
Su rival directo, Lifschitz, buscó sacarle rédito a una postulación oficialista, con el consiguiente respaldo territorial de intendencias y comunas del mismo sello partidario. Pero hubo una apuesta fuerte: salir a la caza del voto de aquellos que, pese a seguir disconformes con el Frente Progresista, no sienten atracción por el resto del menú de aspirantes.
En ese sentido, y luego de unas primarias con sabor a voto castigo, el oficialismo reformuló mensajes y campaña. La necesidad de retener la Casa Gris obligó a una apertura del juego a todos los actores del FPCyS, que incluso redundará en un cambio de nombres y en una reconfiguración del gabinete en caso de cantar victoria.
Paralelamente, Perotti echó mano a un discurso sólido y fue ganando terreno en la provincia, acompañado por figuras de peso del FpV: el precandidato presidencial y gobernador bonaerense, Daniel Scioli, y el secretario de Seguridad nacional, Sergio Berni. El cierre de campaña encontró al rafaelino y su entorno esperanzados en dar un batacazo que reposicione al justicialismo santafesino.
En ese contexto, y a una semana de la votación, Lifschitz, Del Sel, Perotti, Martínez y Crivaro protagonizaron un debate de trámite normal y, por momentos, monótono que posibilitó que los santafesinos repasaran las propuestas de los postulantes. (…)».
Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 − cinco =