Tabacaleros valoran la voluntad de Gobernador, pero advierten que la ley dejará endeudado al sector completo por décadas

 Tabacaleros valoran la voluntad de Gobernador, pero advierten que la ley dejará endeudado al sector completo por décadas

La mayoría de los tabacaleros se oponen a que el gobierno maneje el FET, sin embargo valoran la decisión del gobernador de pretender dar una solución a la deuda usuraria que padece la cooperativa de tabacaleros, en manos de fondos buitres, según apreciación del mandatario. Un abanico de productores consideran que hay otras vías menos arriesgadas y más eficientes, las que plantearán en las audiencias.

Jujuy 25||04||2016|| El proyecto que ingreso desde el ejecutivo provincial “Declaración de Emergencia del Sector Tabacalero”, por el cual el estado pretende administrar el FET despabiló al sector, produciendo opiniones encontradas, entre una mayoría de tabacaleros que se oponen a la medida y un grupo dominante que comparte la decisión del gobernador.

Si bien se abrió una etapa de audiencias para que todas las posiciones y voces puedan escucharse en el ámbito de la legislatura, el ímpetu con el que carga el gobernador, junto a sus aliados tabacaleros pertenecientes a la conducción de la cooperativa, hace temer en un amplio segmento de productores, que la decisión ya está tomada.

Al parecer en el sector hay rencores que comenzaron a develarse, dividiendo a los productores gravemente, estas diferencias alcanzan fuertes connotaciones políticas, la cual cooptó los espacios de decisión, reduciendo roles y funciones fundantes de instituciones tales como la Cámara del Tabaco y la Cooperativa de Tabacaleros de Jujuy, por eso se hace imprescindible un plebiscito en todo el sector decida si acepta o no la ley propuesta por el gobernador, además se hace necesario que las instituciones recuperen una conducción ajena a los humores de la política.

 

El sector aporta una de las masas impositivas más importantes para el estado nacional (más de 30.000 millones de pesos), por eso es importante no alterar el equilibrio, ya que se pone en riesgo un mecanismo comercial de precisión de mercado.

La expresión mayoritaria denuncia una evidente traición de un grupo de productores de la cooperativa de tabacaleros. Sostienen que quieren enajenar el fondo y ponerlo a disposición del gobierno. Tildan esta pretensión como una involución política y una verdadera traición a las conquistas y mandatos estatutarios, tanto de cooperativa, como de la Cámara del Tabaco por lo cual les cabe el tratamiento de una posible expulsión.

También consideran desde el sector, a nivel país e internacionalmente, que el cambio administrativo pone en bajo la lupa las operaciones comerciales en general,  se cree que los compradores se alejarán, mas aún con la caída de los precios en Brasil y en Zimbabue – Todas disonancias jurídicas espantan a los compradores-.

Para varios productores, el gobierno no tiene conceptos claros sobre el negocio del tabaco, si posee la voluntad de solucionar la problemática actual, pero esta solución no depende de una decisión política, la misma no es suficiente, requiere un trabajo concienzudo a cargo de especialistas, no se trata de sacar dinero a los productores para pagar una deuda astronómica, hay demasiados productores honestos que no participaron de esta fiesta. Sostienen.

La inquietud del gobierno, es absolutamente valorable y hay que ayudarlo; pero no es el camino  sacar el dinero del sistema de comercialización para pagar una deuda a 10 o 20 años, sin saber siquiera si es genuina, ya que no se expidió formalmente ninguna auditoria oficial.

La cifra que se adeuda se convertirá en un monto sideral que hará insostenible a la actividad, ya que los recursos quedarán comprometidos por décadas. –Que se proceda con los responsables-.

Puntos para abordar la temática tabacalera:

1-      El sector tabacalero, no solo de Jujuy, contó durante mucho tiempo, con dirigentes que tuvieron una mirada amplia, pensaron en todos, no en grupo. No hubo diferencias entre productores grandes, medianos o chicos, “Todos eran grandes productores, una familia”

2-      Jujuy siempre se destacó por estar al frente de las propuestas de sostenimiento de la producción tabacalera argentina (grandes luchas por la defensa y el mantenimiento de la ley 19.800, red de gas, Plan Cambio Tabacalero, mantenimiento de canales de riego, etc).

3-      La Cámara del Tabaco de Jujuy, fue el núcleo de unión de todos los productores de la

4-      surgió para ubicar excedentes de producción que el mercado doméstico no podía absorber, transformándose con el tiempo en el mayor comprador y exportador de Tabaco Virginia Provincia, sin distinción de orden económico, social, ni de cualquier especie.

5-      La cooperativa, posibilitando la participación de los productores en el mercado.

6-      La producción tabacalera ofrecía a los gobiernos de turno, su aporte para la solución de problemas en su área de influencia, sea propio o del medio circundante.

7-      El trabajo conjunto de La Cámara y la Cooperativa permitió avances técnicos y económicos para la producción de tabaco; también para otras producciones y mejoró el nivel de vida de los pobladores del área tabacalera y adyacencias (red de gas, redes de agua, mantenimiento de canales, efecto multiplicador en sectores de servicios, etc).

8-      La Finca Experimental La Posta, supo ser un motor de desarrollo y extensión (a través de la Cooperativa y otras organizaciones afines) respecto a producciones reales y potenciales de la zona del valle de los Pericos.

9-      El sector es un gran generador de mano de obra directa e indirecta en la Provincia.

10-   Los convenios de corresponsabilidad gremial, del cual los tabacaleros son un ejemplo, permitieron la mejora de la calidad de vida de sus trabajadores y sus familias, como también la seguridad de los ingresos correspondientes al sistema con menores costos en auditorias y control.

11-   La administración del Fondo Especial del Tabaco, por parte de la Cámara del Tabaco de Jujuy no tuvo objeciones administrativas, ni judiciales durante toda su historia. Prueba de ello son las auditorias periódicas desde la entonces Secretaria de Agricultura de la Nación y del Tribunal de Cuentas de la Provincia de Jujuy. Todos los recursos bajo su administración fueron rendidos en tiempo y forma.

Ataques al FET:

Muchos fueron los ataques al FET, siendo el ocurrido durante el gobierno de Carlos Menen el más profundo, el más significativo de parte de un gobierno nacional. La declaración en las negociaciones de la Organización Mundial del Comercio (OMC), sosteniendo que el FET constituye un subsidio, hizo surgir equivocadamente un compromiso implícito de derogar la ley 19.800.

A esto se le sumó, las políticas de desregulación del ex ministro de economía Domingo Felipe Caballo, con lo cual el sector perdió durante dos años el 33% de sus recursos, permitiendo la desaparición en ese esos años de 180.000 productores agropecuarios en general, entre ellos miles de tabacaleros, hecho anunciado por el entonces funcionario de la cartera de agricultura Jorge Ingaramo.

Dura fue la lucha para recuperar los recursos del FET para la producción tabacalera, donde la acción de todas las provincias productoras, mediante sus gobernantes y legisladores, además de los productores, lograron parte del recupero de los recursos del FET y su redireccionamiento a sus justos y legales destinatarios.

La  declaración de los recursos del FET como subsidio ante la OMC, generó que los trámites de transferencia derivaran en operaciones burocráticas, perjudicando la regularidad que merecen los productores, la cual es un derecho ya que la industria deposita en tiempo y forma los recursos sin excepciones.

 

La irregularidades también fueron causa de intervenciones y omisiones de los funcionarios provinciales, de un Jujuy siempre acuciado por sus problemas de caja, olvidándose  muchas veces de las obligaciones para con uno de los sectores productivos más relevantes de la economía jujeña, pasando a atender sus emergencias y prioridades.

Muchos fueron, son y serán los ataques al FET, que debe interpretarse como el único mecanismo en el país, de participación del productor en el precio de venta del producto del cual es parte. En ese concepto, es que deben ser los productores los que manejen sus recursos, para lo cual deben constituirse como una unidad, recordando al Martín Fierro “Los Hermanos sean unidos, esa es la ley primera, tengan unión verdadera en cualquier tiempo que sea, porque si entre ellos pelean, los devoran los de afuera”. Traía a referencia en estos días un productor de gran experiencia.

La utilización de los recursos del FET para destinos diferentes a los establecidos por las normas, a  través de la presión del gobierno de turno, es frecuente en la historia de este importante recurso, valga como ejemplo, el mantenimiento de decenas de empleados de la entonces Secretaria de Agricultura, alfombras en los despachos de la SAGPyA, el destino al Plan Social Agropecuario en Jujuy, pago de asesores y otros aplicaciones discrecionales sin efecto sobre la producción de tabaco, ni en sus zonas de influencias.

El ahora

Se puede ver con complacencia la preocupación del gobierno de Jujuy, acerca de la producción de tabaco en nuestra provincia,  pero el problema de la cooperativa es generalizado por el gobierno, como una emergencia de todo el sector, proponiendo una nueva forma de administración de los recursos del FET, a través de una organización constituida por el gobierno, La Cámara del Tabaco y la Cooperativa de Tabacaleros de Jujuy, coincidente con la estructura de la UEP (Unidad Ejecutora Provincial), pero se entiende que eliminado o restringiendo la firma de los directivos de La Cámara del manejo del FET.

En esto hay un olvido, quien eleva los planes anuales a la nación, es la provincia. En la historia de este recurso más de una vez fueron elevados en forma inconsulta con la producción, aspecto que parecen repetirse, por ejemplo al anunciar el Ministro de la Producción Abud Robles, un plan para pequeños productores por $60 millones, de lo cual los productores, ni sus instituciones tienen conocimiento, como también se manifiesta en el proyecto de la ley la necesidad de salvaguardar a la Cooperativa, en situación de quebranto por sus deudas, de las cuales debería conocerse el origen y el momento exacto de su constitución.

Se entiende la importancia de la Cooperativa como herramienta de participación de los productores en el mercado, pero también se debe tener en cuenta el no cumplimiento de esta organización con su rol, con lo cual sería injusto e ilegal que productores ajenos resignen parte de sus ingresos para sanear una deuda ajena.

También hay discriminación en el seno de la Cooperativa, para tomar decisiones ampliamente democráticas, ya que hay asociados limitados para emitir opiniones, muchos de ellos tienen voz, pero no voto.

El presente análisis no constituye una defensa de las instituciones del sector, las cuales han demostrado en los últimos tiempos la incapacidad de sus dirigentes para unir a los tabacaleros, estuvieron cada vez mas lejos de lograr que las instituciones cumplan los roles para los cuales fueron creadas, le abrieron demasiado las puertas a la política, hoy la división que sembraron hace muy difícil la unidad que podría defender a los tabacaleros de la decisión del gobierno…pero siempre hay tiempo para el diálogo maduro y una actitud comprometida y responsable, en este caso de todas las partes.

 

 

 

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

13 + 15 =