lunes 10 de diciembre de 2018




Jujuy en los primeros lugares del ranking de las tasas más altas que pagan las familias

6 junio, 2014 en:


Como consecuencia de la política monetaria contractiva del Banco Central iniciada en 2014, el costo del financiamiento de los trabajadores se ha encarecido en términos nominales. 

Misiones, Santiago del Estero, Jujuy, Salta y Formosa, entre las provincias del NEA-NOA, donde las personas pagan las tasas de interés más altas.

Región Norte Grande – Como consecuencia de la política monetaria contractiva del Banco Central iniciada en 2014, el costo del financiamiento de los trabajadores se ha encarecido en términos nominales. Así, la tasa promedio de los préstamos a familias para el primer trimestre del año alcanza el 40,3%, 6 puntos porcentuales (p.p.) más que en el mismo lapso de 2013.

Según un informe de NOAnomics, las provincias con mayor costo en el crédito familiar observan tasas de 5 a 4 p.p. por encima de la media y son San Juan, Tierra del Fuego, Misiones y Santiago del Estero. Irónicamente, y a pesar del salto en el costo nominal, la tasa real promedio del crédito a las familias (descontada la inflación) del primer trimestre de 2014 se redujo a tan sólo el 0,2% y pasó a ser negativa en 11 provincias, cuando el año pasado el promedio arrojaba un 10% real y solamente dos contemplaban costos negativos.

Aunque una caída del crédito familiar con tasas reales menores puede sonar contradictoria, debe tenerse en cuenta que en el mismo lapso la “materia prima” de los préstamos, el nivel de depósitos reales, descendió un 10% disminuyendo por ende la capacidad de otorgar nuevo financiamiento de los bancos. Junto a una menor oferta y racionamiento del crédito también operó una demanda por parte de las familias mucho más débil y cauta, que por un lado mermó en su capacidad prestable como consecuencia de menores salarios reales y que por otro ha alcanzado niveles de endeudamiento elevados y parecidos a la media internacional. Asimismo, oferta y demanda de crédito sufrieron por igual el impacto de las expectativas negativas que surgen de una economía en el umbral de una recesión.

En cualquier caso, y teniendo en cuenta que la mayor parte de los préstamos a familias consisten en los personales y financiamiento de tarjetas de crédito, las cifras permiten ir avizorando que la caída en el consumo masivo y de durables que se viene observando para la primera mitad del año será difícil de revertir en la medida que uno de sus combustibles principales acusa un fuerte deterioro. Lamentablemente el otro, el poder de compra de la masa salarial, tampoco parece correr mejor suerte.

Perico Noticias. ranking de las tasas de interés que pagan las familias

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *