MIENTRAS SE NIEGA A RENDIR CUENTAS, DEMARCO PREPARA UN IMPUESTAZO

 MIENTRAS SE NIEGA A RENDIR CUENTAS, DEMARCO PREPARA UN IMPUESTAZO

“El intendente Luciano Demarco dice ser transparente, pero la fuerza de los hechos demuestra que no es así. Basa su gestión en anuncios incumplidos y denuncias falaces, sin mostrar siguiera un documento respaldatorio. Para colmo, esconde a sus funcionarios”, denunció el concejal de Perico Federico Manente, quien de manera infructuosa intentó encaminar un proyecto de interpelación a la secretaria de Hacienda de ese municipio, Luciana Valeriano, de quien se espera clarifique el destino de fondos públicos millonarios recibidos del Estado provincial y el impuestazo previsto, entre otros temas controvertidos y perjudiciales para los intereses de la comunidad.


Enfatizó que “el vecino quiere y necesita saber qué se hizo con los $6.700.000 aproximadamente que la Provincia destinó a Perico” y añadió que otro tema inquietante es el Mercado del Abasto que “aún no está aprobado por el Concejo Deliberante y está emplazado en terrenos de un socio político del intendente, lo que deja a la vista una devolución de favores de perfil político”.

Por otra parte, consideró que “si a la actual gestión le interesa tanto la transparencia y se dice tan transparente, es hora de que implemente la Oficina Anticorrupción a nivel municipal que ya fue creada por ordenanza”.


En cuanto al intento de interpelación, dijo que “se suponía que el proyecto tendría el respaldo de los concejales Espinoza, Juárez y Sosa que a la postre se opusieron” y agregó que “mientras tanto el conjunto de los periqueños se sigue preguntando qué tienen para esconder”.
Otro tema severamente cuestionado por la comunidad, es el aumento desmedido de la planta de personal y funcionarios, producto del nombramiento de familiares y personas cercanas a Demarco, que podría derivar en un impuestazo que impactaría directamente y con consecuencias impredecibles a la base de contribuyentes, cuyas estructuras económicas y financieras ya están lesionadas por la pandemia.


En este sentido, Manente advirtió que “el intendente envía un presupuesto que duplica al de la anterior gestión, saltando de $650 millones a $1.400 millones, con una necesidad de financiamiento de $280 millones” y puntualizó que “Demarco prevé recaudar $1.000 millones de recursos propios que planea obtener de un aumento impositivo”.
“En definitiva, si los planes de Demarco se materializan, el vecino pagará de sus bolsillos las correrías y los compromisos políticos del intendente”, completó.

Compartí:

Noticias Relacionadas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *